Make your own free website on Tripod.com
10

LA TRAMPA DE LYAN MARCHA SOBRE RUEDAS

(Dedicado totalmente a mi gran amiga Bulma Chan)


 


Ya había pasado un día entero en la Tierra, mientras que los Guerreros y Guerreras Z entrenaban en la habitación del tiempo para vencer al malvado Dr. Wildlock, y a su hijo Lyan, quienes vendrían –supuestamente- a llevarse a la Kasley del presente, para que formase parte de su maléfico ejército. Lo que nadie sabe es que Lyan le armó una trampa. Supuestamente, él y Wildlock vendrían en su nave y asesinarían a todos, menos a Kasley, quién sobreviviría, junto con Pan, Marron, Bulma, Milk; Videl; Nº18, Bra y Pares. A esas alturas, Kasley sería una mujer adulta, casada con Trunks, y embarazada de un mes. Exactamente lo mismo ocurre con Pares, quien también está embarazada y casada con Goten. Las escasas sobrevivientes fueron se refugiaron por unos años en un planeta con unos seres extraños, pero muy pacíficos. En ese plante fue donde nacieron el mismo día, y a la misma hora Trunks Jr. Y Goten Jr. Estos pequeñines heredaron TODO de sus padres, físico, carácter, etc. Y fue por esa razón que sus madres decidieron nombrarlos igual que sus padres, además de hacerlo por rendirle homenaje a los mismos.

Como Wildlock lo había predicho, el hijo de Kasley sería el Saiyan más poderoso que nunca antes halla pisado el Universo, y junto con Goten Jr. acabarían con el malvado Dr. Sin embargo, Wildlock fue asesinado por la misma Kasley, en una oportunidad en que este quiso atacarla nuevamente. Como único sobreviviente maligno quedó Lyan, su único hijo, quién juró vengarse de Kasley a como diera lugar.

Nadie supuso que, años más tarde, en plena adolescencia de ambos Saiyans, la madre de Trunks Jr., Kasley, decidiera volver a las ruinas del planeta Tierra en busca de la máquina del tiempo, para volver al pasado y cambiar el aterrador futuro que les aguardaba. Así se logró el plan, y Mirai’ Kasley se encuentra en el pasado, entrenando con los Guerreros Z en la habitación del tiempo. Pero hubo un fallo en sus planes, puesto que, como el espíritu de la madre de Kasley, Vura, anunció, Lyan, el hijo del Dr. Wildlock le tendió una trampa...

En el futuro, una vez realizada la partida de Kasley hacia el pasado, Lyan hizo presencia con ademán de matarlos a todos, pero este fue fácilmente derrotado por Trunks Jr.

Deprimido por su ridícula derrota, decidió vengarse de Kasley por medio de su hijo, matándolo. ¿Pero cómo?, Pues viajando al pasado por medio de su magia, y eliminando a la Kasley embarazada. De esta manera, se libraría de ambos.

Ya en la línea contemporánea de la Kasley de 17 años, decidió ir en busca de la ayuda de su padre, y de él mismo, para llevar a cabo su plan; pero el Wildlock y el Lyan de esa época no hicieron caso a sus pedidos, con la excusa de que "cualquiera puede cambiar su rostro con un poco de magia" y lo miraron como quien mira a un loco. El Lyan del futuro se enfadó tanto, que los eliminó a ambos... (El pobre ya estaba enloqueciendo de verdad...)

Advirtió que había llegado mucho antes de lo planeado, puesto que Kasley siquiera se había casado, por lo que decidió esperar... (El sabía que podía eliminarla ahora, pero quería esperar a su embarazo, para asegurarse que eliminaría a ambos Saiyans, sin mencionar que causaría mucho más dolor a todos).

Así que decidió esperar, para poder realizar la venganza que ya había dominado su vida...

**¡Hola!, les habla Vegerotto. Quería explicarles lo que acaban de leer, para que no se les crucen las ideas: eso fue un SUPER resumen del fanfic especial, "Trunks Jr. y Goten Jr., Un futuro diferente". Tuve que formatear mi PC, por lo que lo perdí... ;_; (BBUUAA!!, con lo lindo que me había quedado!!). En fin, lo tendré que hacer de nuevo, por lo que les imploro PACIENCIA!!. Les hice este resumen para que pudieran entender la trama; así que ya saben: si aún con el resumen se atrasaron en algunas cosas, escríbanme a: vegerotto_chan@yahoo.com , Ok??. Bye!!**

-¡Muchachos, cómo han cambiado!- Gritaba Dende mientras corría hacia los Guerreros Z.

-¡¡Hola, Dende, tanto tiempo!!- Dijo Goku mientras saludaba a Dende

-¡Pero si solo ha pasado un día!- Dijo Dende

-¡¡Jajaja!!, pues para mí fue como un año!- Dijo Goku estallando en carcajadas, mientras que todos los demás, excepto Vegeta y Kasley, hacían lo mismo.

-Bien, yo debo irme- Dijo Mirai’ Kasley mirando seriamente el cielo.

-¡¿Ya te vas?, Pero, ¿Qué no ibas a pelear con nosotros?!- Dijo Goku sorprendido por la reacción de la Kasley del futuro.

-No me necesitan. Uds. se han vuelto muy fuertes... sobre todo tú, Kasley- Dijo Mirai’ Kasley acercándose a la Kasley del presente.

-¿Yo?- Dijo ésta algo confusa.

-Sé que puedes transformarte en Ssj nivel 3- Dijo Mirai’ Kasley guiñándole un ojo.

-¡¿Cómo lo sabes?!- Dijo esta sorprendida. Mientras insultaba a Vegeta, en la habitación del tiempo, porque este no quería entrenar con ella, se enfadó TANTO, que se transformó en una Ssj 3, para luego caer rendidamente dormida, y más tarde ser cargada de en los brazos de Vegeta hasta la sala principal de la habitación.

-Kasley, podrás engañar a cualquiera... Pero no a mí. Porque yo soy tú- Finalizó la Kasley del futuro, pero esta vez su mirada no era amistosa. Era fría y escalofriante, como toda una Saiyan.

La Kasley del presente sintió que un escalofrío le recorría la espalda. "Lo sabe. Mi yo del futuro sabe lo que pasó entre Vegeta y yo... Lo sabe". Pensaba Kasley tragando saliva con dificultad.

Mirai’ Kasley sacó una cápsula Hoi-Poi de la bota de su traje y la oprimió, para luego arrojarla lejos. Una espesa nube de humo se hizo presente, y más tarde apareció una máquina del tiempo. La "Hope II".

Mirai’ Kasley corrió y entró en la cápsula de un salto.

-Es una lástima que ya debas irte- Dijo Krillin desde un rincón

-Lo sé, pero debo hacerlo, mi hijo debe estar muy preocupado- Dijo Mirai’ Kasley acomodándose en el asiento, y al bajar la vista hacia sus amigos, advirtió que Kasley y Trunks estaban sonrojados. Mirai’ Kasley sonrió levemente y se comunicó telepáticamente con la Kasley del presente.

-No te culpes tanto, Kasley... Él te perdonó- Dijo la Kasley del futuro.

Kasley se sorprendió por el mensaje, y afirmó con la cabeza, sin entender bien lo que le dijo.

Mirai’ Kasley alzó su mano y saludó a todos. Todos le devolvieron el saludo, y la máquina del tiempo comenzó a elevarse, hasta que desapareció.

-Bien, ahora solo es cuestión de esperar a que esos malditos aparezcan...- Dijo Kasley cruzándose de brazos.

-¡¡¡Sí!!!- respondieron todos al unísono.

4 HORAS MÁS TARDE...

-...Mmmm... Kasley, ¿creés que aparezcan... hoy?- Dijo Pan un poco intimidada por la fría mirada de Kasley.

-¡¡Claro que vendrán hoy!!- Dijo Kasley entrecerrando más los ojos, aún cruzada de brazos, con la vista fija en un punto determinado.

-...Pe... Pero... ya han pasado cuatro horas, Kasley...- Dijo Krillin en el mismo tono que Pan.

-¡¡¡AAARRRGGGHHH!!!- Gritó Kasley perdiendo la paciencia y aumentando notablemente su kí. De repente se detuvo y bajó la vista.

-Lo siento, Krillin. No, no sé si será hoy cuando llegarán, Pan... Pero pueden irse si gustan- Dijo Kasley mirándolos a los ojos.

Krillin y Pan tragaron saliva con dificultad.

-No. No te dejaremos sola, ¿Verdad, Krillin?- Dijo Pan sonriendo y mirando a Krillin. Krillin le devolvió la sonrisa y afirmó con la cabeza.

Kasley sonrió y volvió a su pose de espera...

8 HORAS MÁS TARDE...

Todos los Guerreros Z estaban jugando a las cartas, comiendo, otros durmiendo... a excepción de Kasley, quien seguía cruzada de brazos, con la mirada escalofriante de Saiyan furioso.

-¡¡Bahh, sí que eres tonta!!. ¿Acaso no ves que no vendrán?- Dijo Vegeta acercándose a la aún furiosa Kasley.

-¡¡¡¡¿¿POR QUÉ NO CIERRAS EL ENORME HUECO QUE TIENES EN EL MEDIO DE LA CARA??!!!!- Le gritó Kasley a Vegeta en la típica escena de la cara grande con los puños cerrados y la GRAN vena en la cabeza.

Vegeta se quedó pasmado con la reacción de Kasley, y seguido a esto, Kasley se fue a donde estaban todos los demás.

Se sentó furiosa en una silla, se cruzó de brazos y se recostó en la mesa frente a ella.

-Si quieres dormir puedes ir a las habitaciones...- Dijo Mr. Poppo a Kasley al verla totalmente agotada.

-Si, buena idea, Mr. Poppo- Dijo Kasley poniéndose en pie y dirigiéndose a tumbazos hacia las habitaciones.

En el trayecto, se encontró a Trunks, sentado en un muro, muy pensativo.

-...¿Trunks?...- Dijo Kasley acercándose lentamente a su novio.

Éste no atinaba a nada. Ni siquiera la miraba. Estaba sumamente concentrado, mirando el cielo.

-¿Por qué Kasley?- Dijo Trunks mirándola serio.

-...¿Qué?- Dijo Kasley sentándose junto a él, y quedándose perpleja por la pregunta, pero sabía perfectamente a qué se refería Trunks.

-Quiero decir, ¿Acaso fui un mal novio?, ¿Te he tratado mal?, ¿Hice o dije algo que no te gustó?- Dijo Trunks con lágrimas en los ojos.

-No, Trunks. En absoluto...- Dijo Kasley bajando la cabeza.

-...-

-No sé que me pasó. Qué NOS pasó. Ninguno de los dos quería hacerlo... pero lo hicimos- Dijo Kasley también con lágrimas en los ojos.

-...-

-Si me dejas, te entiendo. De veras... Si tan solo yo también pudiera dejarme...- Dijo Kasley rompiendo en llanto y secándose cuanta lágrima cayera.

Trunks la miró serio.

-Por favor... No llores.- Dijo Trunks tendiéndole un pañuelo.

-¡¡¿Cómo que no llore?!!... ¡¡si pudiese me mataría!!... Trunks... quizás algún día tu me perdones... Pero yo nunca lo haré. ¡¡¡JAMÁS ME PERDONARÉ!!!- Gritó Kasley llorando aún más.

-Como ya te habrá dicho Mirai’ Kasley, yo ya te perdoné. Sé como es esa horrible sensación de no saber si se está en lo correcto o no. Es decir, si amas a alguien o no...- Dijo Trunks volviendo a su pose concentrada.

Por unos minutos reinó el silencio. El viento hacía que los mechones lilas de Trunks bailaran en frente de sus ojos celestes; y los de Kasley en su rostro.

-¿...Quieres decir que no sabes si me amas...?- Dijo Kasley con la voz quebrada.

Trunks la miro fijamente.

-No. En absoluto- Dijo Trunks mirando seriamente a Kasley, quien no paraba de llorar.

-...-

-Kasley, desde la primera vez que te vi, supe que eras alguien muy especial. En ningún momento dudé que te amara. Siempre te amé, y te seguiré amando... Por siempre.- Dijo Trunks sin quitarle la vista a Kasley.

-..Entonces... ¿Cómo es que conoces esa sensación?- Preguntó Kasley.

Trunks sonrió levemente.

-Puesss...- Empezó a decir Trunks

Kasley lo miraba sin entender.

-Kasley, ¿acaso creés que tu fuiste mi única novia?- Preguntó Trunks aún con esa sonrisa pícara.

-... No lo sé...- Dijo Kasley aún sin entender.

-Tuve miles de novias. Por supuesto, solo fueron noviazgos informales, de niños, entre otras palabras... Pero quiero que el nuestro no sea así.- Dijo Trunks mirando a Kasley fijamente a los ojos.

-No entiendo...- Dijo Kasley bastante confusa. No terminaba de entender a qué se refería.

En eso, Trunks saca un pequeño estuche de terciopelo rojo del bolsillo y lo abre. Un hermoso anillo de oro con piedras de diamantes brilló en los ojos de Kasley.

-...¿Kasley... te casarías conmigo?- Dijo Trunks tragando con dificultad.

Kasley se quedó perpleja con la pregunta, y de repente esbozó una malévola sonrisa.

-Mmm... no si no te arrodillas, jajaja!!- Dijo Kasley, pareciendo disfrutar de los nervios del pobre Trunks. Éste se dio cuenta en seguida que Kasley le estaba tomando el pelo, y con la misma sonrisa malévola se arrodilló a sus pies.

-¡¡¡OH, GLORIOSA KASLEY, DUEÑA DE MI CORAZÓN, DICHOSOS LOS OJOS QUE TE VEN; ¿¿ACEPTARÍAS SER LA COMPAÑERA DE MI VIDA; ACEPTARÍAS CASARTE CONMIGO??!!!!- Dijo Trunks irónicamente en un tono burlón.

Kasley solo se reía de la exagerada actuación de Trunks.

-OH, GLORIOSO TRUNKS, DUEÑO DE MI CORAZÓN, DICHOSOS LOS OJOS QUE TE VEN, ACEPTO SER LA COMPAÑERA DE TU VIDA; ACEPTO SER TU ESPOSA- Dijo Kasley poniéndose en pie, y actuando de la misma forma exagerada e irónica que Trunks.

Ambos comenzaron a reír histéricamente hasta que callaron.

Kasley abrazó a Trunks y lo besó, para luego ambos volver a reírse histéricamente.

Una hora más tarde, Trunks y Kasley volvieron a la sala en la que estaban todos, tomados de la mano, y aún riéndose.

-¡Oigan todos!- Gritó Trunks

Todos los miraron.

Kasley se puso peor que roja. "¡Oh, no!... nos están mirando todos... ¡¡Tierra, trágame!!". Pensaba Kasley mientras las miradas se clavaban en Trunks y en ella.

-¿Qué ocurre?, ¿Apareció ese Wildlock?- Dijo Goku algo preocupado.

-No, nada de eso... es solo que Kasley y yo...- Trunks no pudo continuar y se puso igual de rojo que Kasley.

-¡¡Bahh!!, si tanto te cuesta, Trunks, lo diré yo- Dijo Piccolo cerrando los ojos y sonriendo levemente.

Trunks se sorprendió por la reacción de Piccolo.

-Por... por favor, Piccolo- Dijo Trunks

Piccolo suspiró con un aire de arrogancia y abrió los ojos.

-Kasley y Trunks se van a casar- Dijo Piccolo riendo levemente

El rostro de todos se iluminó.

-¿Tú también, Trunks?- Preguntó asombrado Goku

Kasley y Trunks intercambiaron miradas confusas.

-¿Qué quieres decir con "también tú"?- Dijo Trunks bastante confundido.

-Pues... Goten y Pares también se van a casar...- Respondió éste mirando a Goten y a su novia. Ambos se sonrojaron.

-¡¡¿De veras, Goten?!!- Gritó Trunks corriendo hacia Goten para felicitarlo, pero su madre, Bulma, se puso en el medio y lo abrazó fuertemente.

-¡¡¡Ayy, mi niño!!!, ¡¡¡Siento como si fuese ayer cuando te cambiaba los pañales y ahora ya te vas a casar!!!- Decía Bulma abrazando a Trunks hasta dejarlo sin aire.

-¡¡Mamá... por favor...!!- Decía Trunks colorado por la asfixia.

Todos reían sin parar, hasta que Kasley se detuvo, y se fue del lugar, muy triste.

"Mamá... Papá..." pensaba Kasley sentándose en el borde del templo de Kami-Sama. Sin poder evitarlo se puso a llorar, como una niña indefensa, que llora por sus padres...

-Kasley... ¿Por qué lloras?, ¿No estás feliz?- Preguntó Milk sentándose con dificultad dónde estaba Kasley, y mirando con pavor al suelo, que las aguardaba a kilómetros de distancia.

-Si estoy feliz. Mucho, tía Milk- Respondió Kasley secándose las lágrimas.

-¿Entonces?- Preguntó Milk tendiéndole un pañuelo, sin dejar de perderle el miedo al vértigo que tenía en ese momento.

-Es que... extraño a mis padres- Respondió sin más Kasley.

-Oh... pero estoy segura de que ellos estarían orgullosos de ti si te vieran- Dijo Milk poniéndole una mano en la espalda a Kasley.

-Tía... si te dijera que el espíritu de mi madre se me apareció en la Habitación del Tiempo y el Espíritu... ¿Tu me creerías?- Preguntó Kasley con los ojos vidriosos.

Milk frunció el ceño.

-Pues mira, si estás con Goku, todo puede suceder. Mi vida era totalmente pacífica, hasta que conocí a Goku, y me enamoré, para luego casarme con él. Desde que estoy con él, he visto androides, extraterrestres, rebeldes que trataban de despojar a mis hijos de sus estudios, ¡¡y hasta insolentes como ese Vegeta!!...- Dijo Milk muy enojada.

-...-

-Por eso no me sorprendería que vieras a un espíritu... Pero dime, ¿Acaso eso ocurrió de veras?- Preguntó Milk con una voz dulce.

Kasley afirmó con la cabeza.

-Me dijo que Lyan me estaba tendiendo una trampa, o algo así- Dijo Kasley con la mirada perdida en la tierra, bajo sus pies.

Milk echó una mirada hacia donde miraba Kasley, y se estremeció.

-Pues... no sabría cómo ayudarte con lo del espíritu. Sí te puedo ayudar con lo de tu remordimiento hacia tus padres- Dijo Milk sonriendo.

Kasley la miró con un destello en los ojos.

-Me tienes a mí. Y a tu tío. Ambos siempre estaremos allí cuando lo necesites, siempre. Y también tienes a tus primos, Gohan y Goten... ¡¡Y ahora también tendrás a Trunks!!, y a Bulma, a Bra, a Vegeta, a Pan... a todos. Kasley, recuerda esto: no estás sola. De ahora en más, nunca lo estarás. Al menos no por mi parte, porque te quiero como la hija que nunca tuve...- Finalizó Milk, también con los ojos vidriosos.

Kasley se emocionó con las palabras de Milk y la abrazó llorando.

-Bien, ahora vámonos de este lugar que ya tengo escalofríos...- Dijo Milk poniéndose en pie, pero sin querer pisó su vestido, y se resbaló, para luego caer.

-¡¡¡¡¡¡TÍAAAAAAAA!!!!!!!!- Gritó Kasley al ver a Milk caer a toda velocidad hacia la Tierra. Reaccionó y se arrojó junto a ella. Incrementó su velocidad para poder alcanzarla, y la agarró.

-Cielos... Kasley, gracias- Dijo Milk aferrándose a su sobrina.

-Jajaja... Lo siento... me olvidé que no sabías volar, por eso no te ayudé de inmediato, jajajaja!!- Dijo Kasley estallando en carcajadas.

-Ayy... Uds. los Saiyans son irremediables...- Dijo Milk con una gota.

En unos segundos, Trunks y Goku estaban junto a ellas.

-¡¿Qué pasó?!- Preguntó Goku

-Me resbalé, es todo. ¡¿Por qué tanto alboroto?!- Dijo Milk de mala gana a Goku.

-¿Están bien?- Dijo Trunks mirándolas.

-No me preguntes a mí. Yo estoy de maravillas hoy- Dijo Kasley sonriendo.

-Si, Trunks, estoy bien, gracias- Dijo Milk, mientras Kasley la cargaba elevándose hasta el templo.

2 MESES DESPUÉS...

-¡¡Hurra!!-

-¡¡Que vivan los novios!!-

-¡¡Sí!!-

-¡¡Felicidades!!-

Todos los Guerreros Z aplaudían y felicitaban a la pareja que acababa de casarse.

-¡¡Felicidades, primito!!- Dijo Kasley acercándose a Goten.

Éste se sonrojó mi miró a Pares. Ella estaba con un hermoso vestido blanco, muy largo, y saludaba a todos... hasta a los que no conocía... (-_-U)

Goten se sonrojó.

-Gracias, Kasley- Respondió este.

-Goten... recuerdo con nostalgia aquellos momentos de nuestra infancia- Dijo Trunks detrás de Kasley. Trunks estaba guapísimo. Estaba más bronceado, y estaba vestido de traje, pero sin corbata, y con los primeros botones de la camisa desabrochados. (¡¡GUAUU!!).

Kasley estaba muy bonita también. Llevaba un vestido muy ajustado rojo, y un collar de perlas, que le hacía juego con los aros. Tenía el cabello largo por la cintura y muy lacio, y llevaba una pequeña corona que le hacía juego con el collar y los aros. Estaba muy bien maquillada y tenías los labios pintados a tono con el vestido: rojo... Mmm... podría llamársele vulgarmente "rojo sangre". En fin, era un rojo muy intenso.

-A propósito Kasley, ¿Cuándo era que su iban a casar Uds.?- preguntó Pares con una amplia sonrisa.

Trunks y Kasley se quedaron mirándola perplejos por la pregunta, puesto que la facha de su boda ya había quedado decidía hacía meses atrás: el sábado de la semana entrante.

-Ehh... la semana que viene, Pares- Respondió Kasley

-¡¡Ahh!!, si, claro, lo había olvidado, jajaja!!- Dijo Pares estallando en carcajadas.

AQUEL SABADO TAN ESPERADO...

-¡¡Hurra!!-

-¡¡Que vivan los novios!!-

-¡¡Sí!!-

-¡¡Felicidades!!-

Todos los Guerreros Z aplaudían y felicitaban a la joven pareja Saiyan que acababa de casarse.

-Jajaja, pues... Felicidades, primita- Dijo Goten acercándose a Kasley.

Trunks y Kasley estaban parados en el umbral de la iglesia, tomados del brazo, muy sonrojados.

El vestido de Kasley era fabuloso: de la cintura para abajo, era laaaargo. Y de la cintura para arriba, tenía una remera bastante ajustada, blanca, que acababa en punta, porque lo que dejaba al descubierto parte de la panza.

En sus manos, y gran ramo de flores caía en forma de cascada. Y era la primera vez que se la veía a Kasley con el cabello recogido en un hermoso peinado.

-Trunks... no puedo creer que ya estamos casados- Dijo Kasley bastante sonrojada.

Trunks sonrió y la tomó por la cintura, para luego besarla.

Todos comenzaron a aplaudir y a celebrar, mientras que Bulma y Milk no paraban de llorar.